LA FIESTA

¡Que suene la música!

LA FIESTA

La Fiesta

La fiesta es el gran momento de diversión de la boda, normalmente comienza después del valls de los novios

Somos fotógrafos bodas Barcelona y deseamos que os gusten nuestros reportajes de boda en Barcelona.

Muchas son las Bodas en las que los pies comienzan a moverse bajo las mesas poseídos por las ganas de fiesta. Al fin y al cabo una Boda es eso, una fiesta. Todo ha salido perfecto, hasta el último plato ha sabido a gloria, la música comienza a sonar y es el momento de perder las formas, abandonar el decoro y dejarse llevar por la noche, cómplice de la alegría que gobierna en el ambiente. Afilados tacones al suelo, corbatas al aire, la fiesta pide comodidad y risas. A nosotros, como fotógrafos de Boda, nos encantan estos momentos llenos de frescura y diversión en los que las fotografías se suceden una tras otra. Es pura espontaneidad y eso nos encanta.

Por supuesto que tendremos muy en cuenta todos los detalles que habéis estado preparando para acompañar vuestra fiesta. Porque no solo se trata de la música, que ya de por si es importante, tanto si es un DJ profesional como un grupo que toque música en vivo, es que son muchos rincones especiales en el espacio elegido para la celebración. Empezando por regalos que facilitan el movimiento de las damas, como esas cestas de calzado plano, o pensando en aplacar calores propios de mucho movimiento, como los abanicos. Estupendos son los rincones que cobran vida propia, como el fotocall, un pretexto perfecto para divertirse delante de una cámara, el resultado de esos gestos ya sin reparos es fantástico. Cuanta mayor sea la fiesta mejores las fotografías, sin duda.

Nos encantan esos momentos de la noche en los que el hambre vuelve a aparecer y los invitados se ven sorprendidos por un chocolate con churos, unas crepes, o lo que los novios hayan pensado para aplacar esas ansias nocturnas que todo fiestero sabe que llegarán. Esos detalles son más agradecidos que cenas interminables, es más divertido y es más oportuno. Y, claro está, más de una risa se colará entre bocado y bocado, entre copa y copa. Nos sigue sorprendiendo el aguante de los más pequeños y de los más mayores. En las bodas bonitas, y hemos de decir que las bodas de Oliver & Viladoms Studio son todas así, nadie quiere marcharse. Se ha instalado un clima cálido de fiesta agradable, de buen beber y mejor reír. Muchos invitados que no han podido apenas estar con los novios, por fin disfrutan ahora de su compañía.

Durante la fiesta nacen fotografías con movimiento, con humor y con mucha camaradería. Todo el mundo busca pasarlo bien, los novios los primeros. Atrás quedaron las tensiones y los nervios, lo único importante es guardar recuerdos de momentos fantásticos. Esos recuerdos toman forma en nuestras cámaras que no dudan en unirse a la juerga. Porque no puedes contar alegría sino la sientes. Como fotógrafos nos divertimos en cada boda, en cada fiesta, como el que más, porque queremos que se note en el resultado. Y ahí están nuestras fotografías que pueden contarlo mil veces mejor que nosotros. Fiesta, música, invitados divertidos, novios exultantes, detalles increíbles, mientras las luces se alían con el momento y la noche se vuelve cómplice. Instantes increíbles para no olvidar nunca.

¿Más info sobre nuestros reportajes?